Ser Mamá Emprendedora

En la actualidad está muy en tendencia el término “Mamás emprendedoras”, esas que decidimos trabajar desde casa y desarrollar proyectos propios pero que sobretodo, sean compatibles con la dedicación a la crianza de nuestros hijos sin dejar de sentirnos realizadas profesionalmente.
Siempre he pensado, que lo más importante de haber dado el gran paso de salir de un escritorio en una oficina, de un jefe y de un horario, es poder hacer lo que me apasiona, mientras pongo a mi familia y mis hijos, como centro de mi vida y de mis prioridades, es por eso, que la maternidad me ayudó a inspirarme y a crear Fiesta y Mamá, una marca que me ha permitido hacer una exposición infantil y de maternidad innovadora y que cubre las necesidades de los niños y padres cuando asisten a este tipo de eventos.

foto-1
A pesar de lo que muchos puedan pensar, trabajar desde casa no es más sencillo, requiere el mismo esfuerzo, organización y compromiso si queremos que funcione, pero con la ventaja de tener flexibilidad de horarios que se adapta día a día a nuestras necesidades personales y familiares, y que nos permitirá disfrutar más de nuestra familia y de los momentos importantes de nuestros hijos, esos que no regresan.
La primera pregunta que me hacen otras madres que quieren emprender, o que quieren alguna orientación sobre cómo alcanzar el éxito, es cómo podemos ser productivas, y desde mi experiencia, creo que se resume en 5 pilares que debemos tener en cuenta para que funcione.
Así que comparto con ustedes esos tips que les servirán para mantenerse enfocadas y motivadas:
•Fíjate una meta. Lo primero que sucede cuando queremos emprender es que nos llegan miles de ideas a la cabeza, a mi me llegan cientos de ellas al día, muchas de forma desordenada, algunas inalcanzables y otras no tanto. Es por ello, que debemos plantearnos de forma objetiva lo que queremos hacer, cómo lo vamos a hacer y sobretodo, mantenernos realistas y flexibles, porque no todo lo podremos hacer de inmediato, y con el tiempo van a ir cambiando.

  • Planifica. El tiempo es oro, así que no hay que perderlo, es algo que nos enseña la maternidad y que si lo entendemos, nos servirá para poder emprender desde casa. Hacer una lista de las prioridades y de lo importante, te permitirá sacar el máximo provecho de las horas en las que tus hijos no están en casa, por ejemplo cuando están en el colegio, en las actividades extra escolares o están durmiendo, que será tu tiempo más efectivo. En lo personal, aprovecho mucho la noche, luego de acostar a los niños, horas en que soy sumamente creativa y productiva porque no hay interrupciones ni ruido, pero no es bueno abusar de estas horas porque al día siguiente seguiremos teniendo nuestras obligaciones en casa y como madres, sin importar si hemos dormido poco, y seguramente estaremos exhaustas.

    foto-3

  • Toma nota. Mis mejores herramientas han sido las notas en el teléfono y la agenda, que se convirtieron en aliados cuando surge una idea mientras estoy haciendo otra actividad, así no la olvido en el momento y la puedo desarrollar luego con más calma. Yo anoto todo, de forma desordenada y como me viene a la mente, hago dibujos y esquemas, luego lo organizo y lo desarrollo, pero no dejo pasar una idea, que puede ser buena, sin anotarla.
  • Delegar. Intentar cubrir todo en casa y trabajar en ella se hace cuesta arriba si queremos hacer todo nosotras mismas. Si eres como yo, que me gusta estar en todo, puede que te cueste, pero es importante aprender a hacerlo para que pueda funcionar tu emprendimiento. Compartir las actividades en casa con tu pareja o una persona que te ayude, te permitirá organizarte mejor y aprovechar al máximo el tiempo. Pueden repartirse actividades para que así, todo esté al día y que ambos, tanto tu pareja como tú, puedan lograr hacer lo que les gusta.

Te deseo todo el éxito del mundo si deseas formar parte de las mamás emprendedoras que estamos empoderadas y queremos cambiar la historia de la maternidad; con pasión y constancia, lo podrás lograr!

@esposaymama